Nutrición y Alimentación

Banner nutrimentos

Banner nutrimentos


Por: Br. Luis Oswaldo Murillo y Br. Jeremmy Enriquez Gutiérrez Flores.
Hay que saber que la calidad de la alimentación de los 5 primeros días de los pollitos afecta al ave para el resto de su vida. Al sexto día tiene mejor control. Sin embargo, desde antes que nazcan debemos tener bien definido como vamos a alimentarlos, primero hay que cuidar a las madres porque con madres bien nutridas, tenderemos huevos grandes y por consiguiente: pollos grandes y fuertes.
Los pollitos nacen con unos grados centígrados menos que los adultos lo que los lleva a deshidratarse y desnutrirse pues no aprenden a comer y beber rápido y por tanto necesitan calor adicional. Pueden sobrevivir abrigados hasta 3 días después del nacimiento.
Deben de recibir agua antes de las 24 horas después de nacidos. Su cuerpo está compuesto de un 80% de agua, y necesitan ingerirla en cantidades abundantes para evitar su muerte o un crecimiento limitado. Un 20% de deshidratación puede matarlos. Ellos consumen entre 2 y 3 veces más aguas que alimentos.
Bases para una buena alimentación
El dar a nuestras aves una alimentación sana y racionalmente combinada, se traducirá siempre en una positiva ganancia para el criador, puesto que la alimentación será mucho más económica y las enfermedades gastrointestinales se reducirán al mínimo.
El cuido del Gallo de Pelea representa para el cuidador un continuo gasto sobre todo en la alimentación. Para el gallo significa un continuo gasto de energías y es imposible concebir cualquier actividad del animal sin que haya un desgaste de fuerza. La fuerza es sólo una transformación de la materia, pero solo el gallo, puede únicamente producirla a costa de su propia sustancias y de los elementos que en si encierran.
La importancia de la alimentación, es primordial en el cuido del gallo de pelea, ya que esta le proporciona los elementos indispensables para su mayor desarrollo y su reproducción. El gallo mal nutrido, consume sustancia, enflaquece y se vuelve rápidamente un animal incapaz de salir adelante en una pelea por más cuido que se le dé, si no se le dio una correcta alimentación desde que salieron del cascarón. La acción de una buena alimentación durante el período de crecimiento se hace sentir sobre el aumento de la masa muscular y sobre el rápido desarrollo de todos sus órganos y del animal en sí. Durante todo el curso de su vida su influencia será preponderante para hacer que el animal dé el todo en la gallera (Salinas, 2002).
Hay que saber que la calidad de la alimentación de los 5 primeros días de los pollitos afecta al ave para el resto de su vida. Al sexto día tiene mejor control. Sin embargo, desde antes que nazcan debemos tener bien definido como vamos a alimentarlos, primero hay que cuidar a las madres porque con madres bien nutridas, tenderemos huevos grandes y por consiguiente: pollos grandes y fuertes.
Los pollitos nacen con unos grados centígrados menos que los adultos lo que los lleva a deshidratarse y desnutrirse pues no aprenden a comer y beber rápido y por tanto necesitan calor adicional. Pueden sobrevivir abrigados hasta 3 días después del nacimiento.
Deben de recibir agua antes de las 24 horas después de nacidos. Su cuerpo está compuesto de un 80% de agua, y necesitan ingerirla en cantidades abundantes para evitar su muerte o un crecimiento limitado. Un 20% de deshidratación puede matarlos. Ellos consumen entre 2 y 3 veces más aguas que alimentos.
Bases para una buena alimentación
El dar a nuestras aves una alimentación sana y racionalmente combinada, se traducirá siempre en una positiva ganancia para el criador, puesto que la alimentación será mucho más económica y las enfermedades gastrointestinales se reducirán al mínimo.
El cuido del Gallo de Pelea representa para el cuidador un continuo gasto sobre todo en la alimentación. Para el gallo significa un continuo gasto de energías y es imposible concebir cualquier actividad del animal sin que haya un desgaste de fuerza. La fuerza es sólo una transformación de la materia, pero solo el gallo, puede únicamente producirla a costa de su propia sustancias y de los elementos que en si encierran.
La importancia de la alimentación, es primordial en el cuido del gallo de pelea, ya que esta le proporciona los elementos indispensables para su mayor desarrollo y su reproducción. El gallo mal nutrido, consume sustancia, enflaquece y se vuelve rápidamente un animal incapaz de salir adelante en una pelea por más cuido que se le dé, si no se le dio una correcta alimentación desde que salieron del cascarón. La acción de una buena alimentación durante el período de crecimiento se hace sentir sobre el aumento de la masa muscular y sobre el rápido desarrollo de todos sus órganos y del animal en sí. Durante todo el curso de su vida su influencia será preponderante para hacer que el animal dé el todo en la gallera.

Déjanos tus comentarios

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Copy this code

and paste it here *