LA HUMEDAD INTERNA DEL GALLO

Por: Raúl Chufani López                        10264895_701027403269648_1025926458_n

Los viejos galleros que conocí en mi infancia (mi abuelo y sus antepasados y amigos) manejaban muchos “secretos”. Algunos francamente ridículos, otros de capital importancia como el control de la humedad interna. Hoy me doy cuenta que en toda la América que se juegan gallos, hubo aficionados que practicaban el control de la humedad del gallo con la misma finalidad:

Que cortara al máximo y que no sangrara tan profusamente de sus heridas. En la actualidad conozco algunos galleros que aplican el método y dan tips de cómo controlarlo. El Sr. Kiviat dice en un artìculo que hay que vigilar el excremento que esté compacto pero suave al tacto, que es uno de los indicadores.

Nadie nunca se explicó la razón de que el gallo así controlado es más cortador, certero, ágil, elástico. Mi teoría es que los líquidos internos del ave, junto con el aire tibio de los pulmones hacen una mezcla que llena los sacos aéreos. Y baso mi razonamiento en que los huesos del gallo son huecos NO CONTIENEN TUETANO. Están LLENOS DE AIRE HÙMEDO. Teoría que he venido sosteniendo por años en los foros.

Los gallos navajeros y de gaffs que para ganar tenían que “adelantar” de entrada al enemigo, requerían ser muy heridores desperdiciar muy pocos tiros y las circunstancias del desarrollo de la pelea les favorecerían al final. Por supuesto que el gallo que no lleva este control también es peligroso y corta y  remata, pero el controlado tendrá en alto porcentaje mejor “distancia” y contundencia. Método usado por el Coronel Madigin.

Yo adapté el método (que recibí bajo secreto familiar), a mis gallos de espuela. Haciendo algunos cambios. 1ro. Les dejé durante la cuida, toda el agua que quisieran beber después de la comida fuerte. El entrenamiento siendo más intenso y prolongado que el navajero y por tal requieren más líquidos. Hay gallos que ellos mismos van consumiendo menos agua (yo les doy lechuga, alfalfa, tomate, cebolla) en pequeñas cantidades y ahí hay  otra  pequeña ración de líquidos.

Al llegar a la última semana los baño de cuerpo entero en agua quebrantada, jabón (en la cara, sólo agua)y se remojan desde el cuello hasta la cola. Los seco con toalla y papel, los pongo con traba al medio sol media sombra (el gallo elije estar un rato en el sol y cuando le cala se mueve solo a la sombra) total que si hace aire frío se pongan a cubierto pero no llevarlos a la jaula dormitorio si no se han secado totalmente.   Desde ahí el gallo ELIMINA TODA EL AGUA SOBRANTE POR LA CLOACA. Entonces se le cuentan los tragos de agua que deberá tomar esa última semana.

urlMuchos opinan lo contrario, que el gallo entrará deshidratado, que no tendrá fondo, que su sangre se le espesará etc, etc. ¡cada gallero con su librito ¡ Mi teoría es que con gallo fino bien criado, bien entrenado y bien controlado de humedad el gallo no debe hacer una pelea honda. Ganará en los primeros minutos y si  entablara, resistirá muy bien el tiempo de tablas.

 

 

Déjanos tus comentarios

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Copy this code

and paste it here *